Sobre las casas de acogida para mujeres maltratadas

Reproducimos el texto de una compañera, breve pero emotivo, sobre su vivencia en una casa de acogida para mujeres maltratadas:

¿Cómo pensar que lo que debería ser el principio de una nueva vida se convertiría en el siguiente capítulo de un dolor? ¿Que lo que se suponía que era la salvación para huir de un maltratador se convertiría en una pesadilla?

Pintan tan bonita la vida en las casas de acogida cuando la verdadera realidad es un constante sufrimiento por vivir dentro dignamente. Controlan cada pan que te quieres comer, cada compresa que necesitas, cada zumo que tienes que darle a tus niños, cada pañal. Controlan todas tus salidas y entradas.

Es una lucha con la directora de la casa o las monitoras si te quejas ante tales situaciones, si te rebelas y denuncias la situación que vives delante de la institución que lleva las casas. El personal del centro te pone en el punto de mira, y ante el miedo y el silencio de mis compañeras me tocó sacar la cara y defender los derechos de todas las mujeres y menores que vivíamos allí.

Muchas veces llegué a pensar que estaba mejor viviendo con el maltratador que vivir esa situación que te dejaba desolada. Después de haber conseguido huir me encontré dentro del pozo.

Azu

Como complemento, una de las varias noticias y denuncias que se pueden encontrar en los medios de desinformación masivos:

http://diario16.com/la-cara-carcelaria-de-las-casas-de-acogida-a-maltratadas/

Please comment with your real name using good manners.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.